fbpx

Mito 1. «Soy el peor padre del mundo por llevarlo a la escuela o al comedor tan peque»: Por mucho que sepas que no tienes la culpa, siempre crees que podrías pasar más tiempo con él. Te gustaría poder no trabajar y no perderte una de sus sonrisas o sus travesuras. Desgraciadamente, necesitas ese trabajo y la conciliación no es una opción de momento. De nada sirven los lamentos, quizás hay que cambiar de pensamiento y exprimir al máximo cada minuto que estáis juntos. En Ayudarte, muchos padres acuden al estudio desbordados. Muchos han sentido que necesitaban estar tanto tanto tiempo con sus hijos que se han perdido a ellos mismos. Es cierto que cuanto más pudieras estar con él, menos te perderías de su desarrollo. Sin embargo, el vínculo de apego ya existe y es mejor mirarlo por la parte positiva:es necesario tener dos espacios diferentes. En ocasiones, la sobreprotección se cierne sobre ti y acaba aprendiendo más en una escuela que contigo. Simplemente porque le dejan actuar, está con otros niños y puede llegar a ese potencial.Estas y otras cuestiones las reflexionamos en nuestra orientación para padres.   Mito 2: «Mi hijo va a esforzarse más y llevar una rutina». No es que no tenga la mitos vuelta al cole estudiantes primaria secundaria colegio ayudarte estudio psicología intención de hacerlo, es como tú cuando dices que vas a hacer régimen. La voluntad y la buena actitud de las primeras semanas va mermando cada día que pasa.Así que ¿cómo lo va a hacer si nadie le ha enseñado?. No es cuestión de madurez ni de tiempo, es una necesidad de adquirir y mejorar ciertas estrategias para que ese cambio de actitud dure todo el curso. El hecho de que te diga que va a cambiar es una buena señal para enseñarle cosas diferentes como: organización, mejorar su autoestima o su comprensión lectora, conocer diferentes técnicas de estudio… No obstante, esto no garantiza el aprobado pero si darle una oportunidad para impulsarle de una forma distinta a lo que has hecho durante años y no considerarle ese mal estudiante.   Mito 3: «Cuanto más tiempo esté en casa, mejor aprovechará el tiempo para estudiar». No se trata de que le apuntes a todas las extraescolares, pero sí de hacer un balance y crear un horario para establecer los tiempos. Un estudiante puede ser capaz de quedarse 5 horas en su cuarto y no haber tocado ni un libro.¿Cómo es eso posible? Llamálo procrastinación o vagancia, pero el caso es que si necesita más de 2 horas de estudio es posible que tenga alguna dificultad de las que hemos hablado antes. Cuando uno tiene un buen método y tiene la actitud adecuada, no necesita tantas horas. A pesar de que los niños cada vez de forma más temprana tienen deberes, la verdad es que tardas más en que se sienten a hacerlos que en que los hagan. Por eso, es conveniente tener unos horarios en los que luego tengan otras actividades para hacer. De ese modo, les «obligas» a desarrollarse en otros intereses. Ahora nos encantaría saber que mitos conocer tú acerca de la vuelta al cole, ¿tu hijo ya te ha hablado de alguno de ellos? ¿Qué mitos añadirías tú? Estamos encantadas de responder a tus comentarios y a las dudas que puedas tener.]]>

Pin It on Pinterest

Share This
Abrir chat